... Y la chica regresaba al bosque a oír historias, a veces nevaba, a veces llovía, y en aquellas tardes sus ojos se volvían de un gris tan claro que en ocasiones parecían blancos.

-Piedra y la chica de ojos azules-

De mi puño (XIV): Juego

5 Comentarios | Escribe el tuyo:

David Moreno (No Comments) 18/3/12 21:47  

Y por ser como eres te odia, directo y sin adornos. Zás.

Un saludo indio
Mitakuye oyasin

Nayuribe 19/3/12 16:35  

A veces esos "te odio" vienen plagados demuchos matices, incluyendo "me gustas" o "te quiero"... todo depende de la tonalidad de la voz y del gesto...
2 palabras pueden decir mil cosas...

Besitos

Carlos 19/3/12 21:20  

Lo siento - le dijo Cádiz al mundo - pero creo que mas que odio es envidia. :)

Viva La Pepa quillo! pero sobre todo esa esencia, esa indivisibilidad de Cádiz con la libertad y el arte.

Un abrazo!

Belén 20/3/12 21:53  

No pidas perdón por ser así... si eres maravilloso :)

Besicos

mErL 22/3/12 18:27  

El odio no se puede disimular.
No sabemos si por ser bueno o malo.

Un abrazo.