... Y la chica regresaba al bosque a oír historias, a veces nevaba, a veces llovía, y en aquellas tardes sus ojos se volvían de un gris tan claro que en ocasiones parecían blancos.

-Piedra y la chica de ojos azules-

Zombi (inusual poema de amor)

Horado la tierra seca con mis manos
hasta alcanzar el aire
que ya no respiro

Estoy fuera
estoy muerto
pero soy libre

Camino arrastrando mis huesos
hasta encontrar la casa que fue nuestra

Entro

Avanzo en silencio por el pasillo
dejando tras de mí
los recuerdos que fueron tuyos
míos

La puerta está abierta
duermes
en la mesita hay un pañuelo
mojado de lágrimas
sé que no te alegrarás mucho de verme
yo sí

Me acerco y tomo tu mano
meto dos dedos en mi boca
y muerdo
despiertas
saboreo la sal de tu piel
el esmalte de tus uñas
tu sangre

Tus ojos se mueven de la sorpresa
al terror que te ahoga
y que te impide gritar
rompiendo la madrugada

Babeo y muerdo
haciendo crujir
las falanges de tus dedos

Estás paralizada
mastico la carne
las hebras
hasta que sólo quedan
los huesos rotos
y limpios

Estás aterrada
en silencio te postro
y esparzo tu cabellera
sobre la almohada
y mi boca va a tu boca
la muerdo
reviento tus labios
y lamo la sangre derramada
en tu cara quieta
y en tu cuello blanco

Espasmos

Bajo a tu vientre
destrozando a mi paso
tendones
músculos
brazos

A dentelladas sangrientas
doy fe de tus pechos
de tu ombligo
de tu sexo
lo abro
lo muerdo
bebiendo de él
salvaje
los flujos dulces
que atesoras
al candor de tus encantos

Y cuando acabo
saciado
con un roce
cierro tus ojos
y te abandono

Y vuelvo sobre mis pasos
a mi lecho de arena y de piedras
y me entierro
y ahíto de tu carne
cierro mis ojos
bajo una lápida que reza:
R.I.P.
y mi nombre

-.-

Lo sé, lo sé, todo esto es muy raro pero os aseguro que todavía estoy bien de la azotea.
Y para los que quieran un argumento elaborado y con un escenario histórico real podéis haceros con un ejemplar del brillante cómic de un amigo: Zombis A.C.

*la foto es de mi película de zombis favorita: La noche de los muertos vivientes

16 Comentarios | Escribe el tuyo:

Susana 1/4/11 13:54  

Diferente y raro es, desde luego. No está mal, y eso que a mí los zombis....

Esto.... odio hacer esto en blogs amigos, pero horadar es con h....

Un abrazote.

AdR 1/4/11 13:59  

Susana, ¡gracias! No odies hacerlo, si es que tengo un lapsus desde hace unos días que no me aclaro, qué mal por mi parte, y qué bien por ti :)

Besos

verdial 1/4/11 18:03  

Ufff, que fuerte, se me quedó el cuerpo cortado, pero debo de ser muy morbosa porque me ha encantado.

Besos

la granota 1/4/11 22:50  

Me ha gustado :)

Odiseo de Saturnalia 2/4/11 11:57  

Yo muchos días ando como un zombi... y amo.

Oréadas 2/4/11 23:59  

Diferente, :-)
Un besito

Carlos 3/4/11 0:38  

Y llegado al momento en que dice "Y cuando acabo..." uff aparece ante mi el resultado de su obra y aquello no sé si era amor o una autopsia en vivo (el zombi no sería forense,no? :)) en todo caso me encantó como devolvías a los zombis la dignidad de ser algo mas que vísceras y retales arrastrándose en pelis serie B.
Ahora podían descansar en paz.

Ainns aquellas pelis en blanco y negro :)

Un abrazo genio de la bahía!

*y que tal si tras abrir abril pones en marcha mayo ;)?

Belén 3/4/11 16:14  

La pena es esa, que sigues estando bien de la azotea...¿cuándo serás un zombie loco, querido?

Besicos

No Comments 3/4/11 17:57  

Vaya, vaya, con tu poesía, jeje
Si lo leyera un psicólogo quizá daba alguna explicación, ¿o no?
Quizá sean días turbulentos... ¿o no?

Un saludo indio

TriniReina 3/4/11 19:11  

Hijo mío, que no voy a dormir esta noche:)

De todas maneras, escribas lo que escribas lo haces maravillosamente.

Abrazos

Indra 3/4/11 19:30  

Aqui valdría aquello de...o mía o de nadie ;) pobre chaval lo enterraron con hambre...un hambre voraz...evidentemente.
Otro beso :)

Iraunsugue_Eternia (Laura Butragueño) 4/4/11 10:00  

Aaaaah no debí leer este post mientras desayunaba.

Igualmente diferente pero gustoso...

Besos.

Miguel Baquero 4/4/11 18:13  

Poesía zombi, seguramente. No está mal, la verdad, está escrita con gusto y todo, dentro de lo que el tema deja

Juanjo 4/4/11 21:04  

Ser zombi da mucha hambre, lo sospechaba.

Hacía tiempo que no escribías poesía y ha sido un retorno raro, pero intenso. Me gusta.

mi nombre es alma 6/4/11 20:03  

De raro nada. Hay muchos que dicen "te comería...". Aunque quizás no se refieran a eso.

AdR 12/4/11 12:09  

verdial, :D gracias, el morbo vende mucho.

Besos.

la granota, lo celebro :)

Besos

Odiseo, si es que no está reñida una cosa con la otra. Yo también voy zombi a muchos sitios.

Abrazos.

Oréadas, eso :)

Besos

Carlos, sí, el "y cuando acabo" deja un cuadro bastante lamentable para nosotros y una obra para él, o también para Jack el Destripador, claro.

A ver qué hago en mayo, cada vez posteo menos en Scriptoria, pero es porque estoy ocupado preparando la edición en papel :)

Abrazos.

Belén, cuando lo sea te aviso, me verás babear, y probablemente estaré vomitando gnocchis, jajaja.

Besos, querida.

No comments, son días turbulentos los de este zombi, que no tiene otra forma de expresar su pasión, claro. Mejor que no lo lea un psicólogo.

Abrazos.

Trini, tú no pienses en zombis, y ya está, sin problema.

Besos.

Indra, un hambre pasional. Y fíjate que zombi de una mujer, una vez la tiene... a la tierra otra vez :D

Besos.

Laura, no, no debiste hacerlo :D La verdad es que es difícil ponerle horario a este post.

Besos.

Miguel, a ver si encuentro ahora a una mujer que le guste...

Abrazos.

Juanjo, sí, es raro. Tenía hambre de ella, se me notaba.

Abrazos.

mi nombre es alma, yo cuando lo digo igual me refiero a esto mismo... voy a tener que dejar de ver ciertas películas :D

Besos