... Y la chica regresaba al bosque a oír historias, a veces nevaba, a veces llovía, y en aquellas tardes sus ojos se volvían de un gris tan claro que en ocasiones parecían blancos.

-Piedra y la chica de ojos azules-

Escribir La Luz

foto: Google
(Para mis amigos A. y P., que se asoman a este Escritorio de vez en cuando)

- Tengo los billetes, AdR, voy a ir a verle - dejó caer ella en un susurro.
- ¿De veras? - inquirí sonriendo -. Mira, A., no sé por qué pero sabía que me ibas a contar esto. Y te entiendo. Pasaréis unos días inolvidables, ya verás.
- Ya ni pensamos en el después.
- Pues nada, carpe diem ¿no? - sonreí -. Sólo te voy a pedir una cosa.
- ¿Qué?
- Cuando estéis allí, juntos. Enviadme una postal, me da igual lo que aparezca en la foto. Toma mi dirección.
- Vale.

Llegó el día y A. tomó el avión que le llevaría donde P. pasaba unos días. Unos días en los que podrían estar solos, juntos, sin pensar en nada más. Ni en el peso de las horas que les restaban, ni en la vida que cada uno llevaba por separado, ni en los besos que se perdieron en las madrugadas solitarias.

Y cuando regresaron eran seres diferentes a los que antes habían sido. Eso eran. Una semana después abrí el buzón y allí estaba esperando mi postal.

Ninguno de los dos supieron por qué razón les pedí algo por escrito. A mí me gusta jugar a que crean que colecciono postales... pero no. Lo que a mi me gusta coleccionar son momentos. Y ellos, sin saberlo, me regalaron uno de luz. No voy a mostraros la postal porque cada trazo, cada curva... son la esencia de un amor entonces enjaulado, y eso es sólo para mí, me lo quedo. Pero comparto con vosotros buena parte del texto para que os hagáis una idea de la historia que encierra.

"... Estamos en un tren camino a ********, un toque más de romanticismo... está nevando... Ni sabemos el idioma ni sabemos adonde vamos, pero eso es lo de menos... al fin y al cabo llevamos 6 meses en ese plan..."

27 Comentarios | Escribe el tuyo:

Ayshane 14/5/08 22:33  

Lo bueno de la postal es que en los momentos que extrañas a un amigo, solo tienes que asomarte a la luz para verlos mas cerca...

Es demasiado bello de tu parte...

Besos

Sonámbula 14/5/08 23:26  

Es un buen regalo, esa postal dice, claramente, que no importan las dificultades cuando se encuentra a alguien especial... no importan los posibles resultados finales de la "aventura", si no lo que se está viviendo con ella.

un beso.

A. y P. 15/5/08 2:59  

No lo vais a creer, pero en el mismo momento en que nosotros, los protagonistas de esta historia, leíamos juntos y emocionados el relato de AdR, él nos pedía mediante un correo que lo comentásemos. Parece una señal de que algo tienes que ver en esa historia: igual que dijiste a A. aquel día que "sabías que te iba a contar eso", hoy hemos vuelto a conectar los tres cuando leíamos tu cuaderno. A 600Km de distancia ¿como sabías que te estábamos leyendo?
Recordamos perfectamente el momento y lugar en que te escribimos esa postal, pero muchisimas gracias por recordarnoslo tú de esta forma, es preciosa.
Deciros a todos que esa historia sigue viva, y estamos seguros de que esta postal, esos besos furtivos, mil emociones viscerales con sus mil obstáculos, esa jaula que pudimos finalmente abrir, e incluso sus cicatrices imborrables, han servido para valorar más aún ese amor que aún persiste.
Sincerísimos abrazos desde 600 milimétricos kilometros, de tus Amigos A. y P.

Belén 15/5/08 7:26  

Me suenan las siglas, pero me creeré que son otros...

Besos!

Angel 15/5/08 8:16  

Pues a mi me gusta ese plan la verdad..

39escalones 15/5/08 8:20  

Lo importante no es el destino, sino el viaje en sí mismo...
Un abrazo

Iraunsugue_Eternia 15/5/08 9:32  

El coleccionista de momentos, eso daría mucho juego para un libro, pero sobretodo para repasar todas y cada una de las postales recibidas a lo largo de la vida.
Espero que esa pareja siga viviendo ese amor día a día, sin importarles tiempo u espacio…

Un beso

Nosotras mismas 15/5/08 11:22  

Hola,

Anímate a seguir la historia. Tod@s te estamos esperando.

Besos.

AdR 15/5/08 11:45  

Ayshane, es demasiado bello por la parte de ellos :) Escribirme esa postal a bordo de un tren :) La postal la conservo, por supuesto :)
Besos

Sonámbula, es eso lo emocionante. Que en tan pocas palabras la postal refleja miedos, ilusiones, dificultades, sentimientos...

Besos

A. y P., pero... mirad ¿qué horas son esas de estar despiertos? :P Gandules, no sabía que me estabais leyendo :) Sólo os envié el e-mail con el vínculo a vuestra historia para avisaros que ya había salido a la luz, no os pedí comentar, ha salido únicamente de vosotros :) Es ese el regalo que me habéis hecho ;) Gracias. 600 milimétricos kilómetros, sí. Yo no lo podría haber expresado mejor :)

Por cierto, Bienvenidos a Scriptoria, que es lo que siempre escribo a los que comentan por primera vez :)

Ya sabéis donde encontrarme, para lo que queráis. Besitos, besitos.

Belén, Sí, Belén, son otros. Aunque las siglas coincidan con la mía y la de ella. Pero en esta historia A. es ella y P. es él :). Gracias y Besos.

Ángel, ¿a que es un buen plan? todos tendríamos que hacer pequeñas locuras de vez en cuando. Yo estoy loco, lo sé. Un abrazo.

39escalones, así es, en esas circunstancias la magia está en cada lugar que se pisa juntos, da igual los kilómetros a recorrer :) Un abrazo

Iraunsugue_Eternia, ¿Y cómo colecciono momentos? Lo único que se me ocurre es escribirlos... :) No soy un buen fotógrafo. Lo siguen viviendo. Doy fe. :) Además han escrito juntos por ahí arriba :)
Besos

Nosotras mismas, Bienvenida a Scriptoria. No sé si lograré enlazarla :) Gracias. Saludos.

ISOBEL 15/5/08 11:59  

me encanta ver a mis amigos contentos y enamorados, oye como que se siente su felicidad, aunque te encuentres a mil kilometros, besitos

Argan 15/5/08 13:08  

Escucho ecos de un amor a distancia? Quizá un amor secreto? Un amor largamente ansiado o escondido? Un amor que florece? Es curioso como historias completas pueden surgir de una simple postal.

Un saludo paisano!

Sureña 15/5/08 13:41  

Te iba a decir lo mismo que Belén aún sabiendo que no se trataba de las mismas :)

Me parece genial ese viaje, esas palabras, esas experiencias, esa complicidad y esos momentos que de alguna manera comparten contigo...

Besicos

Iraunsugue_Eternia 15/5/08 13:44  

Me refería a que tendemos a coleccionar nuestros propios momentos, mediante escritos, fotografías, postales, objetos, etc..
Pero siempre nuestros compartidos con alguien, pero no había visto a nadie que coleccionase o guardase momentos de otros, que me ha parecido un bonito gesto y genial idea.

Por ejemplo, dentro de unos años ellos recordarán ambos ese viaje juntos, pero entra un tercero en la historia y eres tú y esa postal, al mirarla podrás recrear ese amor que vivieron ese día justo cuando te escribían.

Así se coleccionan momentos, un beso.

AdR 15/5/08 16:16  

Isobel, ¿a que sí? Nos encanta eso, sí. A mí me fascina su historia y lo que me dejaron por escrito. Gracias. Besos.

Argan, Respuestas a tus cuatro preguntas: Sí, sí, sí y sí :D
Aunque su historia yo ya la sabía de primera mano me faltaba retenerla, y lo hicieron por mí.

Un abrazo gaditano :)

Sureña, a mí me gusta imaginármelos sentados uno junto al otro en los sillones de ese viejo tren, y escribiendo en balanceos mientras miran la nieve.
Gracias, besos.

Iraunsugue_ E., :D Te acabo de entender, gracias. Eso es lo que me viene al leer la postal que me escribieron, leo el momento, como si lo tuviera capturado y bien atado. Lo colecciono y es gracias a que supieron transmitírmelo. Si no llegan a hacerlo así... me pierdo el momento :) Besos

Luna Carmesi 15/5/08 17:16  

Luz
Libertad
Viento
Sueño
Vida

A veces no importa como llamamos las cosas, sino como lo sentimos.

Besos Carmesíes.

Juanjo 16/5/08 0:38  

Una gran idea tuviste. Esa postal significa mucho, y con el tiempo adquirirá todavía más valor.

dintel 16/5/08 4:36  

Cruce de momentos en un el mismo tiempo.

AdR 16/5/08 11:26  

Luna, ¡cuánta razón tienes! Gracias y besos.

Juanjo, han pasado dos años de aquello y sí, tiene más valor y más sentir que cuando la recogí del buzón. Gracias. Abrazos.

Dintel, así es :) cada historia tiene su particularidad pero todas se tejen con el mismo hilo. Besos

DianNa_ 16/5/08 13:10  

Coleccionar momentos de los demás... una expresión nueva para mi que define mucho de ti, necesidad de dar y recibir experiencias.
Me gusta la frase!!
Tú también consigues que yo "coleccione" cuando te leo :))

Besos^^

Mónica...Cine Cuentos. 17/5/08 5:38  

hermosa imagen, y me encantó la idea de pedir postales para capturar "momentos"... es tan real que me impresionó.

Bsss. Muy bueno... como siempre.

Trini 17/5/08 9:20  

Si para ti, el instante ya es precioso, imagina, imagino como fue para ellos...algo así como el séptimo cielo:):)

Un abrazo

pati 17/5/08 9:24  

Es difícil escribir La Luz, y El Afán, y La Lucha, y El Ansia, pero lo haces. Y no conforme con eso, los conviertes en dicha redonda!

Saludos para Ellos

AdR 17/5/08 15:51  

Dianna, y a mí me gusta ponerlos por aquí, los escritos, los momentos. Así que sigue pasándote y colecciona. Besos

Mónica, y es que yo sabía que me iban a regalar un momento, sin ellos saberlos :) La postal era sólo el medio. Gracias. Besos.

Trini, tiene que ser difícil incluso imaginarlo, sí. Aunque mire la postal y la lea muchas veces es imposible verlo. Besos

Pati, son cosas que no se pueden escribir, que se deben sentir :) Yo las siento.

Les transmito tus saludos... y yo me quedo con tus invisibles besos :)

maria* 18/5/08 21:14  

Qué bonito... Que manera más bonita de coleccionar. Creo que voy a querer postales yo también :)
Por cierto, bonito blog.

AdR 19/5/08 15:16  

Maria*, Bienvenida a Scriptoria :) y gracias por tus palabras. Coleccionar momentos para luego retener el placer de disfrutarlos es lo que siempre intento. Pide postales a tus amigos, sí... te podrías llevar más de un recuerdo.

Saludos

verdial 24/5/08 20:33  

A veces los recuerdos, los sentimientos, se esfuman en la niebla del tiempo. No así los impresos. Esos perduran siempre, tanto para el que los escribió, como para el que los lee.

Besos

AdR 29/5/08 21:47  

Verdial, Sí que perduran, y gracias a esa postal (de nuevo mi vena fetichista :) como en el post anterior) podré disfrutar de esos sentimientos encerrados cada vez que desee :) Besos